Pueblos Originarios denuncian falta de respuestas del Municipio de Escobar

Pueblos Originarios denuncian falta de respuestas del Municipio de Escobar

La Unión de Pueblos Originarios de Tigre y Escobar realizó su tercer encuentro en la Comunidad Indígena Punta Querandí, en el límite entre ambos municipios. Durante la asamblea se subrayó la falta de respuestas de la intendencia de Ariel Sujarchuk y la discriminación de las autoridades del barrio privado San Benito contra los integrantes de las comunidades. También se celebró la reparación que significa el reentierro de los ancestros en sus territorios milenarios luego de haber sido excavados por arqueólogos en décadas pasadas.

Punta QuerandíRepresentantes de comunidades indígenas volvieron a reunirse en territorio de Punta Querandí, dando continuidad a una serie de actividades impulsadas desde que formaron la Unión de Pueblos Originarios de Tigre y Escobar, en noviembre de 2020, con el objetivo de fortalecerse mutuamente, hacer visibles sus demandas y lograr respuestas favorables de los gobiernos.

En esta oportunidad, durante el encuentro se hizo hincapié sobre la falta de respuestas y de diálogo con el Municipio de Escobar. “Pedimos una audiencia con el intendente Ariel Sujarchuk a fines de diciembre. El 26 de enero nos dijeron que en dos semanas nos iba a recibir el secretario de gobierno, Beto Ramil. Ya pasaron cuatro semanas y no tenemos novedades”, manifestó Cintia López.

Uno de los reclamos a Escobar es recuperar el acceso vehicular a Punta Querandí, que se encuentra ilegalmente bloqueado por el barrio privado San Benito, en jurisdicción de la localidad de Ingeniero Maschwitz. “La intendencia se comprometió a resolverlo hace 5 años (16 de febrero de 2016), sin embargo, hasta el día de hoy este emprendimiento inmobiliario sigue discriminando a las personas de pueblos originarios al prohibirles el paso mientras que a otros habitantes de la misma calle les permite circular”, destacaron.

La falta de esta comunicación directa dificulta la llegada de personas mayores, como Mirta Romualdo y Amancio Rojas, responsables de transmitir el idioma qom y la alfarería, quienes ante algunas dolencias físicas no se arriesgaron a cruzar el arroyo Garín y caminar varios cientos de metros por la calle Brasil, la única forma llegar. “Si tuviésemos acceso directo desde Maschwitz podríamos pagar un remise que los deje en Punta Querandí sin ningún tipo de peligro para su salud”, explicaron desde la comunidad anfitriona.

Otras solicitudes sin respuesta del Municipio de Escobar son el pedido de un predio en la localidad de Garín para que la Comunidad Qompi pueda desarrollar su proyecto de huerta agroecológica, ayuda logística en actividades educativas y culturales, y estar informados sobre los Estudios de Impacto Arqueológico financiados por los emprendimientos inmobiliarios, entre otros puntos.

Una primera reparación

La asamblea de la Unión de Pueblos Originarios de Tigre y Escobar expresó su emoción por la devolución de 8 cuerpos a Punta Querandí anunciada para el 6 de marzo para que sean reenterrados en sus lugares ancestrales, de donde fueron excavados por arqueólogos en la década del ’90.

“Nuestros ancestros, nuestras ancestras, han clamado justicia y luego de una década de lucha de Punta Querandí volverán a los territorios que ellxs cuidaban y respetaban. Es una victoria que nos alegra y una primera reparación, porque faltan recuperar muchos más cuerpos”, señaló Cintia López, cacica de la Comunidad Qompí.

“También es un duelo porque han sido tomados como objetos de estudio, como si fuesen seres extraños. No es justo que desentierren a nuestros muertos, nuestras muertas, se merecen el máximo respeto”, concluyó.

Fuente: Punta Querandí

Compartir en:


Tags assigned to this article:
Escobarpueblos originariosPunta Querandíreclamo

No comments

Write a comment
No Comments Yet! You can be first to comment this post!

Write a Comment

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*